El Otoño es la época perfecta para someterse a un tratamiento estético

21 Sep

Las mejoras que nos proporcionan los tratamientos de cirugía corporal son cada vez más beneficios para nosotros. No solo conseguimos realzar la belleza natural en determinadas zonas de nuestro cuerpo con las que no nos encontramos satisfechos, sino que además nos proporcionan beneficios psicológicos notables y destacados por especialistas de la salud mental, como son la mejora de la autoestima, la confianza en nosotros mismos, la seguridad, etc.

Además, con la cirugía corporal se mejora la salud de los pacientes, pues eliminamos normalmente tejidos sobrantes, grasa corporal innecesaria, etc.

Los tratamientos de cirugía corporal que se pueden realizar en la actualidad, son numerosos. Algunos de ellos muy demandados recientemente son la liposucción (eliminación de tejido graso sobrante del cuerpo) o la abdominoplastia (reconstrucción de la pared abdominal).

Pero lo que hoy nos trae a colación, es decidir cuál es la mejor época del año para someterse a un tratamiento de cirugía corporal y la verdad es que cualquier época del año es buena, pero la época otoñal e invernal es sin duda la mejor del año por varios motivos.

Una de las razones principales para someterse a partir de octubre a tratamientos de cirugía corporal es que el frío es un gran aliado. Existe menor riesgo de pigmentación de la piel, de inflamación de las zonas afectadas, es una época más discreta por la ropa que llevamos encima y mucha más cómoda, por la misma razón.

 

belleze estetica

Comentamos detalladamente estos beneficios

La radiación solar puede incidir sobre la pigmentación de la piel, pero lógicamente en invierno recibimos mucho menos que en verano. Tanto la intensidad como el ángulo de los rayos solares en menor en los meses de frío. Este factor favorece una recuperación más rápida de la piel tras someterse a determinados tratamientos.

Por otro lado tenemos la inflamación. Una respuesta natural del organismo ante cualquier agresión externa. Cuando nos realizamos determinados tratamientos estéticos,  los tejidos se pueden inflamar. Esta inflamación desencadena una serie de reacciones reparadoras muy beneficiosas para la piel.

Relacionado  La fisioterapia, rehabilitación y ondas de choque

Eso sí, la radiación en invierno es menor, pero no nula. Por este motivo, los dermatólogos recomiendan protegerse del sol también en los meses de frío, aunque la incidencia de los nocivos rayos solares sea mínima.

Por otro lado, el frío produce una vasoconstricción que favorece el retorno sanguíneo , mejorando así el proceso inflamatorio y evitando el edema.

Otra gran ventaja es el tema de la discreción. En otoño e invierno siempre llevamos más ropa, por lo que las posibles señales que podrían quedar después de un tratamiento estético, como cicatrices, marcas, prendas de compresión, etc. quedan disimuladas totalmente.

Además, si tenemos que llevar prendas de compresión, necesarias después de tratamientos como lipoláser o eliminación de varices, en mucho más confortable hacerlo en invierno que en verano.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *